Maestros: Vreeland

“Con la pelvis proyectada atrevidamente hacia adelante en un grado que produce asombro, y con el torso doblándose hacia atrás en un ángulo de cuarenta y cinco grados, Mrs Vreeland invita a compararla con una dama medieval y, en efecto, necesita sólo el alto cucurucho sobre la cabeza con su velo pendiente. Puede ser que se matriculara en aquella era de Gatsby, cuando las mujeres querían que sus cuerpos se parecieran lo máximo posible a los espárragos hervidos, adoptando la forma de cualquier sofá en el que pudieran sentarse”

Cecil Beaton, El espejo de la moda

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s